CPEP 7 DICIEMBRE

Una incapacidad permanente
La compulsión de comer es una incapacidad permanente. No pretendemos convertirnos en personas que puedan comer normalmente. Hasta que aceptamos el hecho de que nuestra enfermedad es irreversible, no aprenderemos a controlarla.
Todos hemos probado innumerables métodos para recuperar la capacidad de comer normal y espontáneamente. Quizá la ilusión más común consiste en creer que una vez que estemos delgados podremos comer lo que queramos y cuando nos venga en gana. Tal vez hayamos pensado que si podemos enderezar nuestras relaciones interpersonales y arreglar las circunstancias como mejor nos convenga, ya no nos aquejará la compulsión de comer.
Cuando acepto el hecho de que soy un comedor compulsivo y siempre lo seré, no importa cuánto pese o qué tan ideal sea mi situación, estoy aceptando la realidad. Tendré que vivir con esta enfermedad y controlarla, con la ayuda de mi Poder Superior y de CCA, durante el resto de mi vida. La abstinencia no es una cura temporal para mi enfermedad, sino un método permanente de control.
Que comprenda mi incapacidad en su totalidad
 
comentario 2014
La abstinencia no es como hasta ahora algo que usaba temporalmente para luego comer lo que me diera la gana, sino que es un modo de vida cronico, para siempre.

error: Content is protected !!
es_ESSpanish